lunes, marzo 24, 2008

Una pequeña cosa llamada...

¡Hola hamijitos!
Quería hacer un megachupi interesante Proust, digo, harticulo de hinbestigasion técnico y maravilloso, pero eso lo dejo para otro día, pues hoy quiero hablar de una pequeña cosa llamada...
E
G
O
®


Si, recuerdo como si fuese hace la hostia de tiempo cuando Denke narró sus aventuras al volver a encontrarse con quien hacía tiempo no veía: la piscina. Esa charca de lejía con agua que normalmente aseguran está climatizada pero que, no nos engañemos, mantiene su temperatura gracias a la perturbadora aglomeración de cuerpos humanos sudando como pollos. Por eso le echan lejía, digo yo, porque bañarse en zumo de sobaco sería para la gran mayoría algo desagradable (supongo que alguien habrá con una parafilia tan degenerada y asquerosa, pero como aquí respetamos a todos los degenerados apestosos, no vamos a valorar esas marranadas).

En aquella época, yo iba 3 veces por semana a la bañera gigante, en ocasiones 4 (numero mágico según la numerología nacida en Menarguens en 1975 y muerta en Carabanchel en 1976). Claro que, por ello mismo, me sonó un tanto extraño. ¿reencontrarse con la piscina? Si tanto le gustase no habría dejado de ir. Seguro- pensé- es todo debido a que se habrá visto arrobado por una vida de libertinaje, amancebamiento, behetría psicotrópica y demás mierda insana.



Pero hete aquí que, más o menos por estas fechas del pasado año (en realidad era ya Abril, pero la fiesta cristiana esta no suele caer dos años en las mismas fechas), fui a la piscina. Lo que no sabía es que tendría que esperar hasta ayer para volver. Y todo sin haberme dado al vicio y la corrupción. Creo.

La verdad es que las instalaciones municipales de Nantes me parecieron el primer signo primermundista en bastante tiempo de este país en acusada decadencia. Puede que sea porque tenía por costumbre ir a una de las instalaciones más vetustas de Valencia, pero desde luego también estaba mejor montado que la Piscina de Valencia, a la que se supone va bastante parte de la clase media alta y el "alto funcionariado" valenciano.
Sinceramente, esperaba hundirme cual yunque nada más entrar. No lo hice nada más entrar, pero no hubo que esperar demasiado.
Lo que parecía haber olvidado es la extraña sensación que se tiene al salir del agua y "volver a la realidad" después de un trance de sonidos rítmicos hechos por uno mismo y esquivar a auténticos titanes congelados en una realidad temporal diferente (en la que pueden dar una brazada por minuto sin abismarse hacia el mullido fondo de la calle), sensación bastante similar a enchufarse un blíster de gelocatiles.

21 comentarios:

Anna dijo...

mmmm... Veo que no soy la única que tiene una especie de trauma con las piscinas públicas y la climatización... Sobretodo si hay niños pequeños cerca!!!

estanli cuvric dijo...

HEJO o el mito de los colorantes vergonzantes del Dios Orín, sito allá en el Baljala de los Manguitos.

Folken dijo...

Anna, de trauma nada, a mi me sigue gustando ir. Y si hay niños pequeños cerca mejor, porque los ahogas y nadie te ve, lo tapas con el cuerpo.

Estanli, gran subtítulo. Seguro que da para una pinlícula.

elena dijo...

Interesantes sensaciones acuáticas ... a mí me pasó lo mismo cuando el pasado octubre retomé mis entrenos de taekwondo después de dos años. En mi caso lo que me turbó fue la sensación que tuve al recibir mi primer golpe después de tanto tiempo. Ahora hasta disfruto con ellos.

Folken dijo...

Yo llevo una pequeña temporada con el Savate, y debo decir que aunque parezca extraño lo que dices es cierto... los golpes no se sienten solo como golpe... es extraño.
Debe ser la sensación de aprender a hostias.

Capazorros dijo...

Bueno, ya limpito hasta el mes que viene.

Orayo dijo...

Debe ser una epidemia porque yo volvi a ir a la piscina hace apenas dos semanas. O sea, volvi y ya no he vuelto. Pero deberia hacerme al hábito. Lo que no recuerdo fue cuando deje de ir. Seguramente antes de verano.

A mi me gusta la sensacion como de flotar al salir del agua. Y mirarme en el espejo despues tambien, xD

estifen quinj dijo...

Yo desde que me arrojaron al agua cuando aun no sabía nadar y me cogieron después con una especie de gancho del cuello para volverlo a hacer una otra vez, cada vez que entró a un vestuario que huele a cloro y hay personas con gorros de agua, me entra un tembleque que qué sé yo.

denke dijo...

vaya, veo que ahora entiendes que es eso de volver a la piscina...

el primer dia es jodido, al segundo las brazadas ya no van acompañadas de blasfemias y al cabo de un tiempo hasta te sientes bien.

Piensas empadronarte en San Luis Potosí?

Folken dijo...

Capazorros, hasta San Juan.

Orayo, a ti te gusta mirarte en el espejo siempre, a ver si se te marcan abdominales XDDDD

Estifen Quinj, veo que debía ser usted rico, solo las personas ricas tienen traumas. Yo por mi parte, si me traumatizaba, me pegaban dos hostias y arreglado. Ahora le tengo miedo a las manos.

Denke, ahora estoy en el punto en el cual las blasfemias llegan al no poder llegar con fuerza para hacer un simple viraje o símplemente al hacer 2 piscinas sin parar. Y eso que voy despacio, que si me llego a ver hace año y medio me daría vergüenza propia y ajena.

denke dijo...

yo me llego a ver hace 9 años y me doy de ostias hasta aburrirme... por eso y por la musica que escucho ;)

Alma Cándida dijo...

Folken, y si es de Valencia, ¿qué tal probar a nadar en el mar? Ah, que no está climatizado... Pero bueno, tampoco es el Atlántico, no le pilla la corriente fría del Golfo golferas...

La experiencia de leer su post (no volvía a su blog desde sus disquisiciones sobre las peleas Obama-Clinton - otros varios, creo)entre la impagable hortojrafía que se gasta y los enlaces sorprendentes (casi no sobrevivo a David H. en tanga de daño, perdón, baño), ha sido ardua pero muy instructiva.

Saludos natatorios.

denke dijo...

Comomiembro del equipode natación de "La terquedad" del desierto de San Luis Potosí, pido por favor un articulo que me ayude a entender por que Mexico quiere privatizar PEMEX..!

Folken dijo...

Alma Cándida: En estos momentos estoy viviendo en el norte de fRancia a unos pocos kilómetros del Atlántico, las piscinas climatizadas me resultan más cómodas.
De todas formas nadar en el mar no es lo mismo... yo al menos pierdo la orientación rápido y no se si he avanzado, si he ido palante o patrás.


Denke:
Artículo 27: Constitución de México de 1917 vigente hasta hoy.


Corresponde a la Nación el dominio directo de todos los recursos naturales de la plataforma continental y los zócalos submarinos de las islas; (...) tales como (...) los combustibles minerales sólidos; el petróleo y todos los carburos de hidrógeno sólidos, líquidos o gaseosos
(...)
el dominio de la Nación es inalienable e imprescriptible y la explotación, el uso o el aprovechamiento de los recursos de que se trata, por los particulares o por sociedades constituidas conforme a las leyes mexicanas, no podrá realizarse sino mediante concesiones, otorgadas por el Ejecutivo Federal(...)

Tratándose del petróleo(...), no se otorgarán concesiones ni contratos, ni subsistirán los que en su caso se hayan otorgado
/el artículo se modificó en 1938/ y la Nación llevará a cabo la explotación de esos productos.

Viendo esto y leyendo las declaraciones del presidente, lo que colijo, y a es más una opinión que algo meditado, es que en todas las concesionarias que no explotan directamente el petróleo mexicano van a ser concedidas, decreto mediante, a hamijitos de quien corresponda. PEMEX seguirá siendo pública aunque con lo estríctamente imprescindible hasta dentro de 20 años que se acaben las reservas de petróleo mexicanas o hasta que modifiquen la constitución, que no se cuan difícil será por aquellos lares.

Burnout. dijo...

Buah! Las piscinas son la manera más segura de pillarte un papiloma, una fiebre tifoidea o simplemente sentirte rodeado de extraterrestres: Viejos con gorritos de piscina horteras que pasan por tu lado PUAHHHJ!
lAS ODIO.

Un saludo

tenblog dijo...

a mí es que me da un poco repelús el olor a cloro..la humedad que reina en el ambiente...no sé, no me gusta mucho. De hecho donde vivo ahora la tengo al ladísimo y es barata pero...no me animo....

Folken dijo...

Burnout: yo me unto en vaselina antes, así las bacterias me resbalan.

Ten, lo que veo es mucho morro por tu parte. Estando donde estás tú, estaría todo el día triscando.

tenblog dijo...

por favor...defina triscando.
Disculpe mi ignorancia.

Folken dijo...

Triscar en su acepción de corretear alegremente por el campo cual cabra

denke dijo...

ohh...

Tomo nota.

Por aqui solo nos dedicamos a nadar (sin piscina!) y a vender peyote. Asi que ne fondo lo del petroleo es solo para charlotear en el bar.

tenblog dijo...

claaaaroooo....ya triscaré nen, ya triscaré. Ahora tal y como está todo de nevado, la verdad no lo veo muy seguro...pero no sabes las ganas que tengo ya de empezar....


Prohibido plagiar o hacer obras derivadas sin permiso. Prohibida su distribución comercial (¿realmente alguien podría sacar dinero de esto?) sin permiso.
I'm myself and I approve this message.